*Denuncian serias irregularidades por parte del DIF local que encabeza María Concepción Hernández Coca

Por: XAVIER SANDOVAL QUINTERO

ATENCO, Méx.- Cansados de tanta altanería, prepotencia, despotismo, mentiras e ineptitud de la presidenta del DIF municipal, María Concepción Hernández Coca, integrantes de la Casa del Adulto Mayor “Rosas y Tulipanes” de la comunidad de Santa Rosa, amenazan con abrir por la fuerza este inmueble, después de que el DIF lo cerró con cadenas, todo como represalia por no firmar la Entrega-Recepción de una barda que no pasa de los 70 mil pesos, pero para el DIF y la administración municipal, dicha barda cuesta 300 mil, lo que “es un robo al despoblado”.

Reunidos frente a dicho inmueble, adultos mayores con la impotencia de no poder ingresar a su casa, debido a que el DIF por órdenes de esta señora le colocaron cadenas, pretextando que llegaron muebles nuevos del DIF estatal y se los vayan a robar, han “prácticamente saqueado el lugar”, ya que donaciones a través de los años de muebles de “excelente calidad” se los han llevado y “nos quieren dejar muebles desechables”.

Los quejosos abundaron que dicha casa, “ni siquiera es un inmueble del ayuntamiento, sino que es una donación ejidal, de lo cual nosotros tenemos los papeles. Aún así, esta señora piensa que es suya y quiere hacer lo que quiera”, en donde todo es represalia por no firmar su acta de entrega de la barda, que según las especificaciones debe tener una longitud de 25 metros, pero en la realidad ni siquiera llega a los 20 metros, con un costo, según algunos arquitectos de no más de 70 mil pesos, pero para el ayuntamiento 300 mil.

Además, según las especificaciones de la construcción de la barda perimetral se indica que se realiza con intervención de alta tecnología, “pero realmente lo que había eran albañiles, con pico, martillo y cincel trabajando. Además, de que ni siquiera le pusieron a la barda varilla. Tal como viene el proyecto, sino alambrón, lo que es una burla para nosotros”, dijo uno de los quejosos.

Los denunciantes que pidieron omitir su nombre por temor a las represalias de esta mujer, indicaron que actúa igual que su marido, el Presidente Municipal morenista, Hugo Reyes Núñez, quienes están acostumbrados a; “pisotear y humillar a la gente pobre”, así como a decir de la gente de ese lugar; “este presidente durante los tres años no hizo nada por Santa Rosa”.

La presidenta del DIF, María Concepeción Hernández Coca presume su cargo honorífico (sin goce de sueldo), pero da la casualidad que el Director del DIF de Atenco, Víctor Daniel Colín Cerón gana lo mismo que el presidente y cuando esta situación se expuso en cabildo, además de no dar respuesta a este “asombroso hecho”, de inmediato fue borrado de la página de transparencia, según lo expuso la Sexta Regidora, Janneth Sambrano.

Otra de las linduras de la de la presidenta del DIF, Hernández Coca es la gestión, antes de la pandemia una “tamaliza” con los propios adultos mayores y que estos pagaran los tamales, con el fin de recaudar recursos para con su propio dinero darles un regalo en el “Día del Abuelito”, pero al final esos recursos simplemente no saben que fue lo que paso, ya que aún esperan sus regalos por parte del DIF municipal.

Los invita y se los lleva a comer al Molino de Flores, pero les cobra el pasaje, la comida e incluso la comida “fue de lo peor. Así humilla a la gente mayor esta presidenta del DIF, pero eso sí presume en sus redes sociales estar contra la discriminación, cuando ella y su séquito es lo que hacen, por lo menos con los de Santa Rosa, por no avalar la corrupción”.

Ante todo esto, unos 37 adultos mayores de este club, ya cansados de tanta espera, promesas incumplidas y venganzas políticas por parte del Ayuntamiento y del DIF municipal, colocaron también una cadena con candado, pero “ellos lo quitaron, hacen lo que quieren, meten y sacan cosas sin ser suyas, sino donaciones de particulares, incluso ellos metieron a una deportista a dar clases, pero ni siquiera sabe que somos mayores de edad con ejercicios específicos, cosa que esta persona no está capacitada”.

“Nos dejo sin doctores, sin geriatra a pesar de ser pagada por la regidora Sambrano que es la única que nos apoya, todo por venganzas políticas cuando entró la nueva administración de Morena y saco todo lo que oliera a otro partido político”, denunciaron los quejosos.

Finalmente, las autoridades auxiliares quienes también apoyan a los adultos mayores de Santa Rosa confirmaron que Hugo Reyes y toda la administración municipal se olvidaron de esta comunidad, eso sí presume su obra del techo de la explanada municipal y le pone, “por la dignidad de Atenco”, cuando en estas colonias sumidas en el retraso, la marginación, la delincuencia y demás problemas sociales, ni siquiera se presentan y hacen algo por estas colonias.

Cabe mencionar que en breve los adultos mayores del Club “Rosas y Tulipanes”, sino ven respuesta a sus demandas y que den la cara los del DIF, para por lo menos, poder ver que dejaron y que se llevaron, abrirán el candado por mano propia, ya que finalmente el inmueble ni del DIF es, -afirmaron-, sino es una donación por parte del ejido de hace mas de 11 años, en que fue inaugurada esta casa del adulto mayor y del cual los adultos tienen los papeles.