.- Trabajando unidos y más allá de ideologías, Nicolás Romero, Atizapán, Tlalnepantla y Cuautitlán Izcalli, cierran filas contra la delincuencia por medio de la Policía Intermunicipal.

.- El Alcalde Armando Navarrete y sus homólogos presentan 30 patrullas para estrechar la vigilancia en zonas limítrofes y suman esfuerzos para proteger a más de 2 millones de habitantes de la región.

NICOLÁS ROMERO, Méx.- Al fungir como anfitrión de la Segunda Sesión del Consejo de Policía Intermunicipal, el alcalde Armando Navarrete López, aseguró que sin filias ni fobias, con una perspectiva regional y metropolitana, la concurrencia de los esfuerzos de 4 presidentes municipales, que comparten la idea de resolver los retos comunes en materia de seguridad, será la clave para proteger a más de 2 millones de habitantes de la región, lo que será reforzado con el apoyo de la Policía Intermunicipal, que impedirá que la delincuencia goce de impunidad al pasar de una demarcación a otra.

Durante el acto realizado en la Unidad Cultural y Deportiva Azquil y ante la presencia de los ediles Pedro Rodríguez (Atizapán), Karla Fiesco (Cuautitlán Izcalli), Marco Antonio Rodríguez (Tlalnepantla), el secretario general del gobierno mexiquense, Ernesto Némer, el subsecretario de Movilidad estatal Carlos Preza, el subsecretario de Gobierno Martín Sobreyra, funcionarios federales, estatales y municipales, así como mandos de las corporaciones policiales, Navarrete López, precisó: “somos presidentes comprometidos con los ciudadanos, priorizando el bienestar de nuestros gobernados.”

Dijo que con la Policía Intermunicipal que trabajará en las zonas limítrofes de las 4 demarcaciones, para cuyo funcionamiento fueron presentadas 30 patrullas, se buscará abatir los delitos más sensibles como el robo de vehículos, a casa-habitación, a transporte público y de carga.

Y advirtió que se perseguirá a aquellos delincuentes que dañan a la sociedad y que pensaban que la mejor protección que podían tener, era delinquir en un municipio, refugiándose en otro, “pero eso se acabó”, expresó contundente el edil nicolásromerense.

“Colaboramos juntos, intercambiamos ideas y la coordinación de nuestras fuerzas policiales nos permitirán proteger a quienes habitan en nuestros municipios”, detalló.

Señaló, que de esta manera se responde también de forma responsable, a lo que marca la agenda 20/30 de Naciones Unidas, en cuanto a fortalecer las alianzas, para lograr los objetivos de desarrollo sostenible: “reconocemos la importancia de actuar de manera coordinada, para impulsar el desarrollo de la región a la que pertenecemos”.

Enfatizó, que desde la desaparición del programa federal Fortaseg, con el que se otorgaban fondos a los municipios para reforzar sus áreas de seguridad, el compromiso fue que dichos recursos serían sustituidos en especie, “lo cual hasta el momento no ha sucedido” y recordó, que hace unos años, los municipios ponían una patrulla y el gobierno estatal daba otra.

Por lo anterior, solicitó al gobernador Alfredo Del Mazo, a través de Ernesto Némer, mayor apoyo a los 4 municipios participantes en el convenio de la Policía Intermunicipal, a fin de dar mejores resultados en este renglón, a las necesidades de la población.

Cabe mencionar, que la estrategia de la Policía Intermunicipal, también incluye sumar más de 400 cámaras de videovigilancia en lugares estratégicos, con una conexión entre los centros de mando y monitoreo C-4 de los municipios suscritos al acuerdo, y con el C-5 del gobierno estatal, así como acciones para la prevención social del delito, con la colocación en las zonas limítrofes de éstos de luminarias, habilitación de áreas verdes y rescate de espacios públicos, con un intercambio permanente de información, entre las demarcaciones participantes y autoridades estatales y federales.

Por su parte, los ediles Karla Fiesco, Pedro Rodríguez y Marco Antonio Rodríguez, coincidieron junto con Armando Navarrete, en refrendar su compromiso en pro de la seguridad, ya que unidos y haciendo sinergia, se logrará revertir la vulnerabilidad que registran las 20 zonas limítrofes que hay entre las 4 demarcaciones.

En su intervención, Ernesto Némer reconoció la voluntad política de los 4 alcaldes para articular el Consejo de Policía Intermunicipal y para enfocar sus esfuerzos, en disminuir los índices delictivos, trabajando en unidad más allá de los temas ideológicos y partidistas.

Consideró que este modelo concretado entre Nicolás Romero, Atizapán, Tlalnepantla y Cuautitlán Izcalli, será replicado en otras partes del Estado de México, por su gran trascendencia en la entidad.

Finalmente, y en respuesta al planteamiento del alcalde anfitrión, indicó que se lleva como tarea la petición realizada por Armando Navarrete, misma que hará llegar al gobernador Alfredo Del Mazo, para que los municipios puedan contar con un mayor respaldo de parte del gobierno estatal en materia de seguridad.