.- En el marco del Día Internacional de la Juventud y del Festival cultural Nicol-Arte (realizado del 11 al 14 de agosto), los jóvenes hicieron propuestas para mejorar la inclusión social de la juventud, personas con discapacidad y atender la salud emocional y prevenir la violencia intrafamiliar y de género que aumentaron con el confinamiento por Covid19. 

NICOLÁS ROMERO, Méx.- En un hecho inédito en la historia de este municipio, se llevó a cabo la primera Sesión Ordinaria de Cabildo Juvenil, donde participaron 7 jóvenes nicolásromerenses, quienes externaron ante el pleno del cuerpo edilicio sus inquietudes y presentaron propuestas, para mejorar la vida de los habitantes de la demarcación.

En el marco del Día Internacional de la Juventud y del Festival cultural Nicol-Arte (con duración del 11 al 14 de agosto), el alcalde Armando Navarrete, felicitó ampliamente a quienes acudieron a dicha actividad, para que su voz fuera escuchada, y aseguró que su gobierno encauzará las temáticas que abordaron.

Asimismo y luego de recibir el reconocimiento de los miembros del cabildo y de los participantes en el cabido juvenil, por abrir este tipo de espacios, Armando Navarrete, señaló que lo que escuchó de parte de los jóvenes, fue una agenda de derechos y libertades, por lo que consideró, que esa es justamente la ruta, para la transformación de Nicolás Romero.

“Lo que aquí se ha planteado, empata con lograr que todos podamos tener una vida digna, por el puro hecho de ser seres humanos”, afirmó el edil Navarrete López, quien, al mismo tiempo, los exhortó a construir en las coincidencias, sin filias ni fobias.

El munícipe, destacó que hay importantes avances a partir de la llegada de la Cuarta Transformación, pero también se debe reconocer que subsisten algunos temas que se encuentran pendientes de resolver, como el del matrimonio igualitario, que se ha quedado estancado en el Estado de México.

Por lo que corresponde a las propuestas que fueron presentadas, se encuentra la de Brenda García, estudiante de la FES-Acatlán, quien señaló que ante los efectos emocionales de la pandemia de Covid-19, es necesario implementar pláticas, abrir cursos y talleres, a favor de la salud mental, al igual que las enunciadas por Jair López, el cual estudia derecho en la UAEM, mismo que destacó la importancia de adoptar en el municipio, políticas públicas inclusivas para personas con discapacidad.

También planteó la importancia de que se coloquen subtítulos en los materiales audiovisuales producidos por la administración local y que se les agregue un recuadro, donde una persona replique los mensajes, con lenguaje de señas.

Tania Escobedo, estudiante de Ciencia Política, externó su preocupación por la situación de violencia de género que enfrentan las mujeres, estando en alto riesgo el 12 por ciento de la población femenil que habita en Nicolás Romero, ante lo que propuso activar el servicio de salud mental con perspectiva de género en el municipio, y reconoció la trascendencia que tiene la existencia del refugio Puerta Violeta, para atender a las féminas agredidas.

Por su parte, Niza Fernanda Delgado, estudiante de derecho en la UAEM, propuso la realización de encuestas para mejorar el municipio, así como intensificar la promoción de la identidad de los nicolásromerenses, para romper con la apatía que hoy prevalece entre los jóvenes en esta temática.

En su intervención, Yanán Benítez, estudiante de la licenciatura en derecho, dijo que en Nicolás Romero, se acabó una era en la que se le daba la espalda a los jóvenes, de lo que es ejemplo el acceso al deporte, la educación y la cultura, además de que el actual gobierno municipal cuenta con 400 colaboradores de entre 18 y 33 años de edad, por lo que desde su óptica, la demarcación ha avanzado en la inclusión de todos los sectores de la población, como la comunidad LGBTTIQ+.

Al hacer uso de la palabra, José Julio Espinoza, alumno de la carrera de Economía, por el Instituto Politécnico Nacional (IPN), mencionó que Nicolás Romero se transforma con la intervención de un gobierno joven e innovador, que pese a no estar obligado a invertir en la educación, lo hace de forma responsable.

Ángel de Jesús Rodríguez, quien estudió para médico veterinario zootecnista en la UNAM, consideró que, pese al entorno de falta de oportunidades, la juventud de Nicolás Romero, ha sido proactiva y emprendedora, abriendo negocios durante lo más álgido de la pandemia, con el apoyo de la tecnología digital, puesto que “los jóvenes sabemos ser resilientes.”

Finalmente, el secretario del ayuntamiento Rodolfo López Olvera, precisó que las participaciones de los jóvenes en este ejercicio, que cumple a cabalidad lo ordenado por la reforma al artículo 28 de la Ley Orgánica Municipal, serán turnadas a las áreas correspondientes del gobierno local, para que sean consideradas en los distintos programas y acciones del ayuntamiento.